De algunos diccionarios


En esta ocasión voy a referirme a algunos diccionarios escritos en k’iche’, que son los que mejor conozco. Uno de los primeros ha de ser el Vocabulario de la lengua caqchikel y kiché, escrito alrededor de 1550, por el misionero español Domingo de Vico. El manuscrito se encuentra en la Biblioteca Nacional de París, y una de las copias fotográficas de aquel documento se halla en la Newberry Library de Chicago, donde tuve la oportunidad de consultarlo mientras cotejaba datos con el manuscrito del Popol Wuj copiado en k’iche’ y traducido al español por Fray Francisco Ximénez entre 1701 y 1703. Debo decir que es más fácil leer a Ximénez que a Vico, probablemente porque la reproducción de su manuscrito no fue de alta resolución, y porque tal vez estoy más familiarizado con los manuscritos de Ximénez.

Otro de estos valiosos documentos es el Vocabulario en lengua quiché, de fray Domingo de Basseta, escrito entre 1690 y 1698. El manuscrito se encuentra también en la Biblioteca Nacional de París. Este documento fue paleografiado seguramente de una copia fotográfica aquí en Guatemala, en 1921, por William Gates. Éste es uno de vocabularios más completos y del cual Brasseur de Bourbourg dijo que era un “magnífico vocabulario”. Ahí podemos encontrar palabras k’iche’es para decir “intérprete”, “gente de batalla”, “avecindarse”, “ciudadanos”, “publicar, manifestar”, “perfume”, “pintarse”, “libertad” y tantos otros términos que se tratan de inventar ahora. Por supuesto, ahí no se van a encontrar palabras k’iche’es para decir computadora, radio, televisor, etcétera.

Fray Francisco Ximénez, por su parte, escribió el Tesoro de las lenguas Cakchiquel, Quiché y Zutuhil, a principios del siglo XVIII y casi seguro que después del Popol Wuj, porque aparecen términos de aquel manuscrito en ese diccionario. Ximénez habla de tres idiomas; pero conforme al estudio de Carmack (Quichean Civilization, University of California Press: 1973), son pocas las palabras en kaqchikel y tz’utujil, “casi todas las entradas están en Quiché, el idioma que mejor conocía”. Sáenz de Santa María, quien realizó y publicó una edición crítica en 1985 (publicación especial de la Academia de Geografía e Historia de Guatemala), dice que hay dos copias de ese manuscrito: una en Córdoba (España) y la otra, en Berkeley (California). Aquí agrego yo que esa otra copia está exactamente en la Bancroft Library de la Universidad de California, en Berkeley, donde tuve la fortuna de consultarlo. En 1787, Fermín Tirado escribió el Vocabulario de lengua kiche.

Ya en el siglo XX, Gail Maynard y Patricio Xec escribieron en 1954 el Diccionario preliminar del idioma Quiché, copia hecha en mimeógrafo. En 1955 aparece el Diccionario Quiche-Español, publicado por Juan de León, donde Wuqub Kak’ix se traduce “Osa mayor”, como se le asocia en estudios posteriores. En 1965 se publica Quiche-English Dictionary, de Munro Edmonson. En 1980, el Instituto Lingüístico de Verano publica el Diccionario quiche-español. En 1996, el Proyecto Lingüístico Francisco Marroquín publica su Diccionario k’iche’: k’iche’-español.

Seguramente se me han quedado algunos, y por falta de espacio menciono, entre diccionarios de otras épocas y muy valiosos, el Diccionario kaqchikel, de fray Thomás de Coto, escrito entre 1647 y 1656, y el Compendio de nombres en lengua cakchiqvel, de Pantaleón de Guzmán, finalizado en 1704.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s